| Domingo, 12 de Mayo de 2013

Moda española y ecológica en Nueva York

La plataforma 'Beiñ, the touch of Spain' abre su primera tienda efímera para impulsar la internacionalización de microempresas españolas

Nueva York sirve de escaparate a los diseños de Kameleonic, Ecoology, Efímero y Le Kosphin, recién llegadas al mundo del slow fashion, que se contrapone al fast fashion

El próximo 5 y 6 de junio, se celebrará la 'Spanish Soho Mile' para promocionar la moda española en la Nueva York

Alpargatas de la firma Kameleonik.
Alpargatas de la firma Kameleonik.

CAROLINA MARTÍN (NUEVA YORK)

Desde hace una semana Elixabete Idoiaga y Guillermo Basterra, -fundadores de Kameleonik- y Eva García -de Ecoology- recorren las calles de Manhattan y Brooklyn empapándose de la moda neoyorquina, el movimiento slow Fashion, las nuevas tendencias, los últimos materiales ecológicos... Hasta el corazón de Williamsburg, han venido para presentar sus primeras colecciones de moda y zapatos responsables. Sus producciones verdes están recién sacadas del horno. La tienda efímera organizada por la fundadora de la plataforma Beiñ, the touch of Spain, Gloria López, ha sido la oportunidad para iniciarse en la internacionalización de sus marcas.

"Este paso ha sido fácil porque Gloria ha organizado todo. Nosotros hemos tenido que traer algo de mercancía porque no habíamos terminado", explica Idoiaga. Kameleonik, que fabrica zapatos de esparto, no lleva ni un año en la calle, pero ya se codea con las más granadas marcas ecológicas. "Hemos combinado tradición -el yute- con innovación -a través de la tecnogía-", afirma Basterra.

Invitación al evento Beiñ, the touch of Spain
Invitación al evento Beiñ, the touch of Spain

La creadora de Ecoology, Eva García, asiente con la cabeza para confirmar que llegar aquí ha sido más fácil que poner el negocio en marcha y más con los tiempos que corren en España. "La marca surgió hace un par de años, pero encontrar los materiales ha sido complicado; también la producción. Quiero hacerla en Barcelona y es difícil encontrar gente que trabaje bien. Además empecé con una socia y ahora me he quedado sola... Pero creo en el proyecto", destaca con una gran sonrisa mientras muestra sus prendas.

El paso de cruzar el charco -que esperan sirva para abrir mercado en Estados Unidos y Latinoamérica y ganar visibilidad- hubiera sido impensable sin la plataforma Beiñ. "El objetivo es promocionar firmas españolas de una manera diferente y estas pop-up (tiendas que cambian de ubicación constantemente) son más baratas, lo que facilita el acceso a las microempresas. Además, la colaboración entre las compañías reduce costes", explica esta joven madrileña que hasta hace dos años se dedicaba a organizar eventos en Madrid y que ya trabaja en la próxima tienda, que abrirá en Lexington Avenue en septiembre.

Las cuatro marcas seleccionadas Kameleonic, Ecoology, Efímero y Le Konsphin se complementan: ropa ecológica, zapatos, bolsos y camisetas. Así es más fácil montar la tienda, apunta López, que tiene en mente seguir desarrollando actividades que atraigan al público. "Por eso no queremos quedarnos en un sitio fijo sino ir tomando la ciudad", explica. En su cabeza, empiezan a tomar forma las próximas rutas de coolhunting, diseños, selección de marcas...

'En la milla de oro' de Manhattan

El escaparate de las cuatro firmas -que se estrenó el 1 de mayo- se trasladará en unos días al centro de Manhattan, a la Spanish Soho Mile que organiza la Cámara de Comercio Hispano-americana entre el 5 y 6 de junio para promocionar la moda española. Las marcas Beiñ compartirán la 'milla de oro' con otras firmas consolidadas en el mercado americano como Tous, Camper, Agatha Ruiz de la Prada, Custo Barcelona, Mango, Tierra y Uno de 50, entre otras.

El sur de Manhattan, donde se ubica el comercial Soho, volverá a teñirse un año más de rojo. Esta es la novena edición del evento, que ha ido ganando prestigio por la calles Broadway, Prince y Spring.

Además de los tradicionales descuentos y fiestas en las tiendas, la Cámara de Comercio ha organizado una mesa redonda -el día anterior- que contará con la presencia del empresario Enrique Loewe, retirado recientemente del negocio, y la diseñadora de interiores y arquitecta Carmen Malvar.

Desde la oficina comercial del ICEX -la entidad pública española que promueve la internacionalización de las empresas- en Nueva York, confirman el potencial de la moda en española en Estados Unidos donde alrededor de 50 marcas se han instalado. Una de las últimas en llegar, Pikolinos. El compañía de calzado abrió una tienda efímera en el Meatpacking District a finales de abril (y permanecerá abierta hasta julio).

El año pasado llegaron a la Gran Manzana las firmas de complementos Tierra y Uno de 50. El peso de las ventas internacionales en la cuenta de resultados anuales va ganando posiciones en los últimos años. Muchas compañía han reforzado su posición en el extranjero -a la vista de la crisis nacional-.

Alpargatas con 'glamour' y tecnología

En la mesa redonda que se celebró en Brooklyn dentro de la Slow fashion week, las sofisticadas y coloridas alpargatas de Kameleonik no dejaron indiferente a los clientes que se visitaron la pop-up de Williamsburg, el barrio hippy por excelencia de Brooklyn. Tampoco a los expertos de moda ecológica. "Se fabrican tres pares a la hora", explicó Gillermo Basterra, haciendo hincapié en la técnica empleada para coser el yute y la plantilla innovadora que han diseñado en colaboración con el Centro Tecnológico del calzado.

Zapatillas de esparto de la marca Kameleonic
Zapatillas de esparto de la marca Kameleonic

Basterra, dedicado a la publicidad, e Idoiaga, ingeniera de minas, pusieron en marcha la empresa hace menos de un año, dando un giro radical a su vida. Ambos decidieron aplicar sus conocimientos y experiencia al mundo de los zapatos de yute o esparto. "En España es un producto que se considera de gama baja y nosotros queríamos hacer un producto con calidad y destinado al público extranjero que es el que valora este tipo de producto", señala Elixabeta, acostumbrada a escuchar que en el mercadillo se compran por cinco euros.

Las suyas cuestan alrededor de 250 dólares porque "están cosidas a mano, los materiales son especiales y de calidad, diseñados para que el pie no sude", detalla Basterra, que se embarcó en esta aventura por los problemas que tenía él a la hora de encontrar zapatos. 

Kameleonik es la única firma española que se han hecho un hueco en la edición de primavera de la "green room" de la compañía Designer&Agent en Nueva York. Una plataforma para diseñadores emergentes que utilizan materiales ecológicos y realizan una producción sostenible y que apoyan el trabajo local y el comercio justo. Esas son las razones por las que las alpargatas vascas han paseado por esta feria donde sólo había firmas verdes.

Slow vs Fast fashion

En este entorno éticamente responsable y en la tienda efímera de Beiñ, fue imposible no recordar el derrumbe en el edificio Rana Plaza de Bangladesh en el que murieron casi un millar de personas el pasado 24 de abril. El concepto de slow fashion se contrapone al de fast fashion, que se asocia con las marcas cuya producción se realiza básicamente en Bangladesh.

Jasmine Malik Chua, jefa de redacción de una de las más prestigiosas websites dedicadas a la moda sostenible, Ecouterre.com, no dudó en comparar el concepto de fast fashion con un tipo de terrorismo del siglo XXI. Ahora bien, algunas marcas que producen en Bangladesh son éticamente responsables. Entre ellas, Ecouterre destaca People Tree, Bhalo, Kaaru, Bachhara... Detrás de cada una de ellas hay una buena causa para ayudar a la población.

Carolina Martín

Carolina Martín

Periodista. Trabajé en la revista 'Tiempo' y el periódico 'Público'. Ahora soy corresponsal de ZoomNews en Estados Unidos.

Comentado en redes sociales

Comentarios -

Deja un comentario